domingo, 24 de agosto de 2014

Eres el plan



Hermanos míos, ¿de qué puede servir que alguien diga que tiene fe si no hace el bien? ¿Lo podrá salvar esa clase de fe?" Supongamos que un hermano o hermana tiene necesidad de vestido o comida. Llega uno de ustedes y le dice: ¡Que Dios lo bendiga, abríguese y aliméntese! Sin embargo, si no le da lo que realmente necesita en ese momento, ¿de qué sirve? De la misma manera, si la fe no está acompañada de hechos, así sola está muerta. Pero alguien puede decir: Tú tienes fe, y yo tengo hechos. Demuéstrame tu fe sin hechos y yo te demuestro mi fe con mis hechos. Santiago 2:14-18 (PDT)

¡Buenas noticias! Dios te ha dado la oportunidad para contribuir en el avance del evangelio, y no solamente eso, también te ha capacitado para ayudar a otros. Mateo 5:16 "Así mismo, ustedes deben ser luz para los demás de tal manera que todos puedan ver sus buenas obras y dar honra a Dios que está en los cielos."Qué hermoso es saber que una de las maneras de mostrar la gloria de Dios es por medio de lo bueno que podamos hacer. Santiago tenía muy claro esto, él sabía que era imposible tener fe sin que ésta no manifestara  buenas obras.  

¿Cuántas personas dicen tener a Dios pero su forma de vida dice lo contrario? Tenemos la misión de compartir las buenas noticias de Dios, pero también el compromiso de vivir lo que estamos compartiendo.

¿Sabías que tus obras definen tu identidad? Así como identificamos a un doctor por su forma de vestir, hablar y escribir, un cristiano se identifica por su manera de vivir, ya que ésta debe reflejar a Cristo, una vida llena de amor, compasión y con un gran deseo de hacer el bien siempre. “Ese es el sello de calidad de un hijo de Dios” Si quieres mostrar a los demás lo que Dios puede hacer por ellos, una de las mejores formas de hacerlo es con tu vida. “Que tu vida sea quien cuente lo que Dios ha hecho en ti”. ¿Sabías que la única forma de vencer el mal es haciendo el bien?  Romanos 12:21 "No te dejes vencer por el mal, sino derrota el mal con el bien.”

El bien que hagas puede afectar el futuro de la humanidad.  Dios cada día coloca en tus manos semillas de vida, no para que las guardes en tu bolsillo, sino para que las puedas sembrar en corazones sedientos que claman día a día por una mejor vida. “La semilla del “hoy” es el árbol del mañana”.


Eres el plan de Dios para bendecir a la humanidad… No podemos perder el tiempo mirando lo que otros hacen o han dejado de hacer, es tiempo de que salgas de las gradas, y seas un participante en la obra de Dios.

Para pensar.

1.      ¿Qué estás haciendo para cumplir con la gran comisión?

2.      ¿Eres el tipo de persona que solo predica con palabras y no con su vida?

3.      ¿Sabías que la fe sin obra, es pura falsedad?


Aplicación:

1.      Ora a Dios y decida hacer esta semana algo especial por alguien, impacta su vida con un detalle que muestre el amor de Dios, de seguro tendrás la oportunidad de hablarle de él…